2 de febrero de 2016

Amara


Explorando las diferentes opciones que tenía para presentar en el blog, me topé con Amara, una página web que originalmente está pensada para traducir vídeos utilizando subtítulos. Para poder utilizar sus servicios simplemente hay que registrarse, de forma gratuita, y explorar las posibilidades que nos proporciona. No es necesario descargase ninguna aplicación porque se trabaja en línea.  Por un lado, se puede importar un vídeo (acepta Vimeo, Youtube, mp4, WebM, flv, ogg y mp3) y si el video ya ha sido subtitulado por otro usuario, te da el código embed para que puedas utilizarlo cuando quieras. También tienes la opción de crear una nueva traducción modificando los subtítulos del vídeo ya creado. No obstante, si el vídeo no ha sido traducido anteriormente, puedes empezar desde cero.


Es muy fácil utilizarlo, simplemente hay que seleccionar el momento en el que quieres que aparezca un subtítulo y escribir el texto deseado. Una vez guardado, puedes subirlo a la red y guardarte el enlace. Además como es de acceso público, quien lo desee puede entrar en el vídeo y modificar lo necesario. Por tanto, se puede trabajar en grupos. 
Por otro lado, Amara te da la posibilidad de unirte a comunidades y traducir el trabajo de otros, se trata de un trabajo colaborativo. Hay diferentes opciones, desde clases de guitarra en inglés a documentales de arte contemporáneo. Los alumnos, si están interesados, pueden practicar traduciendo estos vídeos. 

Buscando en este blog, encontré que Maria Benito ya había hablado de Amara (aquí). Sin embargo, se me ocurren más ideas para el ámbito de la educación. Por un lado, pueden hacer un diario con un vídeo de su propia creación. Por ejemplo, pueden grabar un día de sus vidas y explicarnos qué han hecho durante el día a partir de las imágenes y los subtítulos. Es una forma de practicar las rutinas en español, por ejemplo, o de conocer a sus compañeros un poco mejor. También podrían explicar sus vacaciones, su experiencia en otro país, un concierto al que han ido, o pueden incluso explicar su experiencia en clase para futuros alumnos. Las posibilidades son muy amplias.  Además, los alumnos tienen libre elección, ya que ellos deciden qué ponen en el vídeo y qué no. 

Por otro, también pueden crear un diálogo a partir de un vídeo mudo. De esta forma, por ejemplo, utilizando un cortometraje sin diálogo en el que solo aparecen imágenes, pueden crear su propia historia siguiendo el hilo del vídeo. Se podrían hacer grupos y que todos subtitularan un vídeo en concreto y se votara al más gracioso, original, triste, etc. O también podrían escoger vídeos diferentes ¡o incluso vídeos de su propia creación! Esto ya depende del objetivo de la actividad y del grupo de clase. Realmente ofrece bastantes posibilidades.

¡Os invito a probarlo y a experimentar con Amara, es muy entretenido! 

Amara.org

1 comentario:

  1. Me parece una muy buena idea el hecho de crear un diálogo de un vídeo mudo gracias a los subtítulos que esta app permite añadir. Sin duda alguna sería una de las actividades que realizaría en el aula en caso de que trabajáramos con esta herramienta.

    ResponderEliminar