Instagram en la enseñanza de ELE



En esta entrada del blog os voy a hablar de Instagram y su posible utilización para la enseñanza de ELE.




Instagram es una red social cuyo objetivo principal es subir fotos y comentarlas. En esta, los usuarios pueden poner sus publicaciones tanto públicas como privadas y pueden seguir a tantas personas como quieran y ver las fotos que publican y comentarlas. Aquí, el límite de caracteres es de 2200 que se pueden utilizar en las descripciones o en los comentarios de cada foto.

Una de las características más reconocibles de Instagram es que en cada foto se pueden poner distintas etiquetas, los denominados hashtags (con un máximo de 30 por publicación) y se pueden realizar búsquedas utilizándolos.

Esta herramienta forma parte de la Web 2.0 ya que los usuarios son tan importantes como los contenidos que podamos encontrar en la red. El objetivo principal para nosotros es que los alumnos colaboren, cooperen y compartan. Para ello, el docente se convertirá en su guía y el alumno tendrá un papel activo en su aprendizaje.

Una posible aplicación de esta herramienta en el aula, puede ser que cada uno de los alumnos suba una foto de algo que les guste, que vean en la ciudad donde se encuentren (si realizan un curso de inmersión aquí, por ejemplo). Cada uno escogerá una imagen y crearán una historia (como comentario de la foto) entre todos los compañeros. El profesor hará un seguimiento de todo este proceso y al final les dará el feedback correspondiente en clase.

Esta aplicación también permite subir vídeos y comentarlos por lo que otra posible utilidad es que los alumnos, tanto de forma individual como en pequeños grupos realicen un vídeo con un tema que les proponga el profesor y lo suban para que el resto de los compañeros lo vean y participen también comentándolo o realizando otro vídeo.

Un ejemplo de fotos para elaboración de la actividad


He escogido esta herramienta por la importancia de crear motivación en los alumnos. Realizando esta actividad los alumnos se implican, escriben lo que quieren y participan de lo que el resto de compañeros ha creado.

Como estudiante de lenguas extranjeras me hubiera gustado hacer algún tipo de actividad así. Todos o casi todos tenemos acceso a un smartphone y es bastante sencillo manejar esta aplicación. Además, uno de los aspectos positivos de esta  es que los alumnos pueden establecer sus perfiles como privados, por lo que solo los compañeros y el profesor tendrán acceso a sus fotos.



Comentarios

  1. ¡Me gusta la idea, Carmen! Creo que está bien para aprender sacar partido a herramientas que muchos estudiantes usan diariamente (Instagram, facebook, twitter...). Personalmente no tengo Instagram y no sabía exactamente como funcionaba, pero creo que sí la utilizaría para la clase de ELE.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario